7 Avis sur les impôts affichés sur la carte

7 Avis sur les impôts affichés sur la carte
Para muchos negocios, las juntas rutinarias pueden no tener un verdadero enfoque o un agenda clara, lo que termina convirtiéndose en un pérdida de tiempo. Te compartimos siete graves pecados que debes evitar en cualquier reunión, as como algunos consejos para evitarlos. 1. Reuniones-rituales En muchas empresas, las personas suelen reunirse simplemente por la costumbre de hacerlo.

Para muchos negocios, las juntas rutinarias pueden no tener un verdadero enfoque o un agenda clara, lo que termina convirtiéndose en un pérdida de tiempo. Te compartimos siete graves pecados que debes evitar en cualquier reunión, as como algunos consejos para evitarlos.
1. Reuniones-rituales

En muchas empresas, las personas suelen reunirse simplemente por la costumbre de hacerlo. Une nouvelle Junta la dénominative de la "Reunion Semanal", par exemple, et se creen inquebrantables ... aunque pocas veces resultan productivas. La réalité que les réunions que le hacen de coûtent en lugar de la perfection de son fils, les femmes choisissent que les todos conocen, y pocas veces les idées d'arrojan distintas o motivan a los presentes.

Astuce: Primero, examina tu rutina. Aucun message ne peut être envoyé à un ami ou à un ami pour l'organiser. Asimismo, diseña una agenda et envíasela a los involucrados para que les tiempo suficiente de prepararse.
2. Reuniones-monólogos

Los directivos en las juntas suelen dar largos sermones y usan una aburrida presentación en PowerPoint. & iquest; La réalité? Un monólogo es una de las formas menos efectivas de enseñar, informar o motivar gente a l'acción.
Astuce: Motiva a tu équiper un hablar, partager des idées et des commentaires sur ce que han escuchado. Si muestras una presentación en PowerPoint, que la visualisation visuelle est interessante et que tous les textos sont extensibles.
3. Reuniones impuntuales

& iquest; Cuántas veces no te ha hadado que te convocan a un junta, llegas puntual, y est ce que les médias parlent hora después? Peor aún: comienza la reunión, algunas personas llegan impuntuales y se debe recapitular todo lo hablado para que est al corriente. & iexcl; Vaya falta de respeto par le temps de demás!

Astuce: Elige a un líder que la mer organise et firme, que les impuntuales de pongan au corriente pour la propia cuenta et qui corrija le rumbo de una discusión si ésta se dispersa demasiado.
4. Reuniones-regaños

Uno de los clients de Bradt, une compañía de guías de viajes, gastaba el 95 por ciento del tiempo de una pidiéndoles un susgerentes que explicaran por qué sus números habían bajado y sólo el 5 por ciento planeando estrategias futuras.
Astuce: États-Unis d'Amérique, des États-Unis, des États-Unis, des États-Unis, des États-Unis et le Royaume-Uni. El poder de la inteligencia grupal debe usarse para evitar errores y avanzar.
5. Reuniones that interrumpen las horas productivas

Pour alguna extraña razón, algunos jefes piensan que convocar una junta une mediodía es una excelente idée. & iexcl; Nada podría ser menos cierto! Las juntas a media mañana interrumpen las horas más productivas de los empleados.
Astuce: Agenda des réunions en retard, évasion de la mer au milieu d'un récit parfait.
6. Reuniones que se realizan en ambientes insípidos

En la mayoría de las juntas, los empleados se reúnen alrededor de una mesa y se mantienen enfocados en el líder que se encuentra à la cabeza. Le péché est interdit, il est impossible d'empêcher les discusions et les idées créatives.
Conseil: Convoca a tus empleados en un café o, mejor aún, crea salas de juntas divertidas. Otra opción es pedirles que vayan a caminar; Mientras caminas ves las cosas de una manera diferente, que l'estimation de ses idées.
7. Reuniones formales y rígidas

Pocos líderes de juntas tienen sentido del humour. Le résultat est une habitude de la vie de la terre, des vents et des déserts de la jeunesse.
Astuce: Inicia la junte avec de la musique, un chœur ou une anecdota interesante. À l'ère de YouTube et d'iTunes, il n'y a pas de pyjama paara non inyectar un poco d'humour dans un livre pour l'atención, désarmar la négatividad y generar entusiasmo.